Bienvenido

HISTORIA GRUPO COMERCIAL ATLAS S.A. DE C.V.

El concebir una idea, tener un sueño, trabajar con constancia sobre él hasta verlo realizado, pertenece al mismo rango de facultades con las que pocos hombres nacen y que cuentan con la iniciativa suficiente para cumplir sus ideales.

Utilizo esta analogía para referirme a la historia de esta compañía “Grupo Comercial Atlas”, la cual a través del tiempo ha llegado a demostrar que la labor realizada con ahínco brinda mayores resultados que a la que no se le tiene pasión.

Toda esta filosofía es la herencia de quien fuere el fundador de esta magna compañía en el año de 1946; partiendo de su experiencia previa como uno más de los trabajadores de una fábrica de reparaciones de colchones, pero con un ideal en la mente, con un objetivo, con una gran muestra de iniciativa, decide constituir su primera empresa, fabricando estructuras metálicas para camas y reparando colchones, un negocio que aún para aquel tiempo se postulaba como una inversión muy prometedora.

A través del tiempo, pero con el mismo compromiso y entusiasmo plasmado en el trabajo desde el inicio, comienza un proyecto paralelo dedicado a la industrialización de colchones, en el año de 1957, este nuevo negocio ayuda a sentar las bases para una empresa aún mayor y ayudándose de su deseo de sobresalir y brindar un servicio más completo a sus clientes, la primera tienda abre sus puertas al público en la Glorieta de Rivera, donde eran exhibidos productos de fabricación propia y algunos productos complementarios como son los blancos, que engalanaban la sucursal.

Más adelante, con el éxito de la comercialización de los productos la razón social de la compañía es cambiada a Colchones Atlas S.A., la cual dio paso a la constitución de la empresa que hoy conocemos y que se distingue por contar entre sus líneas a personal totalmente capacitado, identificado con los ideales de la compañía y deseoso por llevar a cabo un trabajo en equipo completamente dinámico y estructurado.

Es así que se da apertura a una segunda sucursal ubicada en Av. Cuauhtémoc No. 576, donde se continuó con el esfuerzo diario por llevar al cliente los mejores productos de fabricación propia.

El mercado fue evolucionando y los clientes cada vez más exigentes, los requerimientos de servicio cada día más completos incluyendo la proyección correcta de la imagen corporativa, por lo cual en el año de 2007 se toma la decisión de evolucionar nuestras sucursales y crear el concepto de la tienda departamental del descanso, complementada con una total experiencia de compra, es por ello que el nombre de marca sufre una metamorfosis y pasa de “Tiendas Atlas” a “Atlas City Comfort”, con una imagen más moderna, incluyendo entre los artículos a comercializar toda una gama de productos no solo colchones, sino, camas, recámaras, reclinables, sofás, reclinables y una extensa variedad de accesorios y blancos.

Desde el año de 2008 se inicia el cambio de imagen en todas nuestras sucursales, y en la actualidad un 70% de ellas están presentando la nueva imagen corporativa al mercado.

Hoy en día contamos con más de 120 pisos de venta distribuidos en DF y área metropolitana, además de algunas regiones de provincia como son Cuernavaca, Toluca, Querétaro, Acapulco, Puebla, León e Irapuato, Celaya, Aguascalientes, Morelia, Veracruz, Cancún y Villahermosa, con ellos abarca gran parte de la república mexicana, abasteciéndola de sus productos de alta calidad y excelencia en el servicio.

La historia de Grupo Comercial Atlas continúa escribiéndose, como una muestra del éxito obtenido a través de la perseverancia. Con una experiencia de más de 60 años de permanencia en el mercado, Grupo Comercial Atlas seguirá en su búsqueda de satisfacer las necesidades de descanso y confort para todos sus consumidores y con vistas de expansión no solo en la totalidad de la República Mexicana, sino también, traspasando fronteras y conquistando nuevos horizontes en diversos países.

Esa pequeña fábrica de estructuras metálicas para camas, llega a convertirse en la tienda departamental del descanso, solo a través de la excelencia diaria, y tomando como lema el siguiente enunciado:

Somos lo que hacemos día con día, de modo que la excelencia no es un acto, sino, un hábito.

Sin embargo, en el año de 1970 el infortunio llega a la compañía y se sufre la irreparable pérdida de nuestro fundador, pero no sin antes haber legado entre sus colaboradores, amigos y familiares, el espíritu emprendedor y la pasión por su labor. De esta manera su hijo el Lic. Mayer Cohen Zaga toma las riendas del negocio y se convierte en el Director General de la compañía, puesto que hasta el día de hoy desempeña con una total entrega y que gracias a él y a su búsqueda por la excelencia, Atlas se posiciona como una de las compañías más influyentes en su ramo.

A través de la Dirección General actual se mantiene la venta de productos manufacturados por la propia empresa, fomentando la fabricación de otro tipo de productos como muebles y cocinas, pero siempre dándole empuje a la industrialización de colchones con vista a comercializar este bien en el sector gobierno.

El ciclo de la sucursal ubicada en Av. Cuauhtémoc llega a su fin en el año de 1973, pero siempre en la búsqueda de tener un contacto directo con el cliente ofreciéndole el mejor servicio, es abierta en el año de 1977 la sucursal Polanco, en la que paulatinamente fue introduciéndose colchones fabricados por otras empresas como una opción más de compra.

Gracias al análisis de la situación de la compañía y en vistas del éxito que los puntos de venta estaban teniendo, nuestro Director General decide dar un paso más en la expansión y crecimiento de la empresa y concentra todos sus esfuerzos en la apertura de 12 salas de exhibición y venta entre los años de 1984 y 1987, un período de 3 años de completa trascendencia para nosotros pues Atlas fue consolidándose en el mercado de artículos destinados para el descanso, siempre apoyado de un equipo de trabajo sólido e invariablemente dedicado a lograr el éxito de la compañía.

En los años siguientes el trabajo fue más duro, pero el ánimo nunca decayó entre los colaboradores y para el año de 1992 ya se contaba con 23 sucursales, desenvolviéndose con excelencia en el servicio, acercándose cada día más con nuestro cliente para brindarle el mejor producto al mejor precio.

Así pues, era precisa la construcción de nuevas oficinas administrativas y una bodega, donde se almacenan la totalidad de los productos para abastecer a nuestras tiendas y hacer entrega de los mismos a nuestros clientes con un servicio y atención de excelente calidad, este centro de operaciones se encuentra ubicado actualmente en el Parque Industrial Vallejo, de la Ciudad de México.